martes, 17 mayo
InicioCineRecomendación: "El poder del perro"
Noticia presentada por:Remax Premium

Recomendación: «El poder del perro»

¿No sabes qué serie empezar? ¿Quieres saber qué película se estrenará la próxima semana en streaming? En ACUA creamos un espacio donde podrás enterarte qué ver, por qué verlo, a quién ver o dónde y cuándo verlo. Esto es The French Dispatch

Nuestra recomendación de esta semana: El poder del perro.

QUÉ HACE QUE PODAMOS CONSIDERAR EL PODER DEL PERRO UN WESTERN-QUEER

El wéstern ha sido siempre considerado un género icónico en el cine. Y por ello, lo primero que nos sorprende es continuar encontrándonos con historias que aún son capaces de conmovernos. Es indudable que su adaptación a estos tiempos debía afectar en primer término a su propia idiosincrasia —arquetipos enraizados en pólvora, épica y pseudo-virilidad—. Es como si de repente el prototipo de cowboy curtido en el arte del rodeo se deshiciera de sus harapos como del polvo o del olor rancio del tabaco de mascar y decidiera explorar nuevos terrenos. Pero, ¿qué se debate realmente en este film? ¿Lo podríamos considerar un wéstern revisionista? ¿Importa acaso eso cuando podemos continuar disfrutando de piezas de este calibre?

No es casualidad que Jane Campion —directora de El poder del perro— le pidiera precisamente a la autora de Brokeback Mountain revisar la novela homónima de Thomas Savage que es la que da título a esta película. Ni tampoco es el único paralelismo que podríamos trazar. Phil Benedict Cumberbatch— nos recuerda irremediablemente a ese adusto Daniel Plainview de Pozos de ambición. La diferencia con la cinta de Paul Thomas Anderson radica en que Campion nos ofrece al menos la posibilidad de redimirnos a través de un fino vínculo de ese hombre despreciable cuando opta abrirlo en canal y exhibir su vulnerabilidad.

POR QUÉ EL PODER DEL PERRO ES LA MEJOR PELÍCULA RECIENTEMENTE ESTRENADA EN STREAMING

Sirviéndose de su imponente Nueva Zelanda natal, Campion nos transporta al Oeste americano de 1925 en el que dos hermanos con personalidades destacadamente opuestas —como dos caras de una misma moneda— se enfrentan en una serie de decisiones que afectan al desempeño de su feudo familiar. En una esquina, George —Jesse Plemons— apacible, gentil, apocado. En la otra, Phil —Benedict Cumberbatch— carismático, poderoso, cruel. Esto incluso se ve en el hecho de que Phil —sucio, provocador, grosero— rehúsa lavarse, mientras que George —pulcro, sereno, educado— hace de la bañera su santuario.

Tal vez el clímax se produzca con la irrupción de la viuda del pueblo, Rose —Kirsten Dunst—, y especialmente con la de su amanerado hijo, Peter —Kodi Smit-McPhee— capaces de despertar una violencia intrínseca en Phil. Pero lo curioso es que El poder del perro no necesita enseñar un solo revolver en pantalla, pues su poder radica en verdad en un subtexto demoledor. Campion abordó unas cuantas de estas cuestiones desde películas como El piano —que le valió la Palma de Oro en el Festival de Cannes, así como un Oscar por su guion—: la atracción sexual se entremezcla con la violencia, dando pie a relaciones tóxicas de amor-poder indivisibles. Y es así como la película ha conquistado Festivales como el de Venecia, Toronto o San Sebastián e incluso ha sido nominada a doce Oscars y a obtenido también el reconocimiento de los principales círculos críticos. Será con toda probabilidad la gran vencedora de la próxima edición de los Oscars —o esa es al menos nuestra humilde apuesta-opinión—.

QUIÉNES SE SALEN EN EL PODER DEL PERRO 

Se percibe desde el tráiler que Benedict Cumberbatch se come la pantalla, pero no es el único talento a destacar dentro de un reparto brillante. También están soberbios Jesse Plemons Kirsten Dunst —una física a priori sencilla de percibir: se conocieron en la serie Fargo, pero es que además acabaron casándose también en la vida real—. Mención aparte merece un excepcional Kodi Smit-McPhee, quien siendo prácticamente un desconocido se ha colado también entre los nominados a actor secundario —completando un auténtico póker de ases—. Sería imprudente no destacar especialmente lo de la dupla CumberbatchSmit-McPhee —quitan el aliento—. Phil ve en Peter todo lo que en apariencia detesta, pero que secretamente le atrae. Están impecables.

DESDE CUÁNDO Y DÓNDE PUEDES VER EL PODER DEL PERRO

El poder del perro está disponible desde el 1 de diciembre de 2021 en NETFLIX. Si aún no la has visto, debería ser necesariamente tu próxima elección. Si la has visto, te recomendamos repasar el contenido de esta crítica y volver a visionarla; comprobando así que el verdadero poder del perro reside precisamente en una narrativa excepcional, una cinta perfectamente rodada e hilvanada con una disonante, pero exquisita banda sonora de Greenwood —miembro de Radiohead, quien por cierto se hizo un nombre con bandas sonoras como Pozos de ambición— capaz de aplicar una dimensión anómala a las preciosas escenas crepusculares rodadas por Campion, dando como resultado una película excelente.

THE FRENCH DISPATCH DICE

Jane Campion reivindica en El poder del perro la fuerza cinematográfica propia del wéstern. Nos mantiene en vilo invitándonos a mirar con cierto desconcierto cómo lo imprevisible se mantiene en suspensión, como el polvo del desierto en el aire —como el recuerdo de aquel vaquero muerto de constante evocación—. Si le sumamos el anticlímax, capaz de redimensionar con un chasquido todo lo visto hasta entonces, obtenemos como resultado una pieza única. Es dura e incluso podría resultar incómoda, pero es también delicada, ciertamente exquisita. Sin serlo en esencia hace honor a un género repleto de clásicos imperecederos.


The French Dispatch es la nueva sección de ACUA en la que te recomendaremos películas y series en streamingLeonardo Alonso coordina esta columna que se inspira en ese film-carta de amor al mundo del periodismo que firmó-filmó Wes Anderson. Y con la misma pasión se ha propuesto resumirte, empleando la clásica técnica informativa de 5W, qué ver, por qué verlo, a quién ver o dónde y cuándo verlo, bon appétit!

6 COMENTARIOS

  1. Totalmente de acuerdo con el artículo; Wester que actualiza los temas ( homosexualidad, alcoholismo, maltrato a la mujer, soledad…) Con mucha tensión, delicadeza y sensibilidad donde a las magníficas interpretaciones la fotografía, la música y el manejo de la cámara son un lujazo. Vale mucho la pena disfrutarla.

Comentarios cerrados.

Últimos artículos